HOY: La luna más grande en 70 años

Me gustaría escribirte

el poema más precioso,

que nadie lo despreciara,

pero al parecer no puedo.


Me gustaría elevarte

más que a la luna de hoy mismo,

sabes que cuando yo quiera

te puedo llevar al cielo.


No sabes si estoy hablando

de ti o de otra cualquiera,

son tantas que no tengo ya

de decepciones la cuenta.


La luna de hoy es preciosa,

como tú, date la vuelta,

estoy justo detrás de ti,

podemos verla de veras.


Verla sí nos enamora,

no desconfíes de mi habla,

sabes que te quise elevar

no seducir, sí observar.


Hoy muchas quieren estar y

yo solo quiero estar solo,

con la luna y un recuerdo

de lo que fuimos en noche.


Ya en la noche te pensaba,

ahora pienso en casi todo,

sobre todo en las acciones

que me dieron tanto dolor.


Ya en la noche te intuía

y así mi sueño sufría,

despertándome con temor

a no dormir en la vida,


a solo pensar en luna,

a solo, solo, soledad

elegida

inmerecida.


Solo pensar en ti, luna,

hace que me entre alegría

por cada grano de lengua,

por cada húmeda saliva.


Echo de menos las noches,

las noches en que dormía,

y yo posaba a su lado

y en mi cuello… se escondía.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.